¿POR QUÉ TENGO QUE VACUNARME DE LA GRIPE CADA AÑO?

comentarios (0) 1,969




visitas

November 14, 2013

 

Estamos con la campaña de la gripe y toda la población que pertenece a grupos de riesgo (especialmente mayores de 65 o menores que sean población de riesgo por patologías  respiratoria, etc.) debe vacunarse. A pesar de que lo hayan hecho el año pasado.  ¿Por qué debemos vacunarnos todos los años?

Pues porque el virus de la gripe no es igual cada año, sino que cambia, varía, muta, lo que obliga a repetir la vacunación.  Cada variante del virus se conoce como cepa.

Los virus de la gripe más importantes en producir la enfermedad y alterar el bienestar respiratorio son grupo A y B.

La gripe A se debe a dos subtipos de importancia estacional para el ser humano: el H1N1 y el H3N2.. Cada año, estos virus pueden sufrir modificaciones en su material genético de manera que nuestro sistema inmune no puede reconocerlo y por lo tanto la vacunación de años anteriores no es ya útil. Por esa razón se puede contraer la gripe más de una vez. Y también por esa misma razón cada año deben reformularse las vacunas de la gripe.

La OMS predice cada año que cepas, de entre cientos que existen, van a ser más comunes ese año. Y recomienda las cepas a incluir en la nueva fórmula de vacuna. Vacuna que será inyectable o se administrará vía nasal. Las recomendaciones son hechas en septiembre para el hemisferio sur y en febrero para el hemisferio norte.

Este año para la temporada 2013-2014, la vacuna trivalente antigripal recomendada por la OMS para el hemisferio norte contiene las siguientes cepas:

-Cepa análoga a A/California/7/2009 (H1N1).

-Cepa análoga al virus prototipo A/Victoria/361/2011 [cepa A/Texas/50/2012] (H3N2).

-Cepa análoga a B/Massachusetts/2/2012.

Y tan importante es el tipo de vacuna como hacerlo en el momento adecuado, es decir, en cuanto empiece el periodo de riesgo de infección. Y por supuesto no olvidar nunca dos medidas tan simples como eficaces para protef¡gerse de la infección y proteger a los demás:

  • Realizar de manera frecuente el lavado de manos con agua y jabón
  • Cubrir la nariz y la bocaal toser o estornudarcon un pañuelo desechable, o con el pliegue del codo.

 

Image courtesy of FreeDigitalPhotos.net

 

¿ERES DE LOS QUE SE RESFRÍAN MUCHO EN INVIERNO?

comentarios (0) 1,736




visitas

October 3, 2013

Al llegar este momento del año, en el que vamos cambiando la ropa, el calzado, los hábitos propios del verano por los más adecuados a temperaturas más bajas; nos encontramos también con un mayor número de microorganismos responsables de las patologías propias de la estación fría: gripes, catarros o resfriados. Si a esto le sumamos el esfuerzo necesario para la adaptación que tiene que sufrir nuestro cuerpo y nuestra mente a las nuevas condiciones, nos encontramos en muchas ocasiones con las defensas bajo mínimos; resulta que probablemente suframos un catarro, un resfriado…o varios en un breve espacio de tiempo.

¿Quiénes no tenemos en casa un familiar, o nosotros mismos, que esté con uno de estos procesos. Por ello más vale prevenir que curar, o al menos, si ya es tarde para eso; curarnos bien para evitar recaídas. Lo ideal es mantener las defensas fuertes para que los catarros no nos causen demasiado problema en caso de que aparezcan, o mejor aún: evitar su aparición!!

Por suerte existen nutrientes naturales que nos ayudarán en todas esas situaciones:

  • Vitamina C: contribuye a mantener en forma nuestro sistema inmune, nuestras defensas. Se puede incrementar su consumo a través de zumos de cítricos como las naranjas y vegetales de hoja verde. O solicitarlos en las farmacias en formas de comprimidos de vitamina C natural.
  • Vitaminas B6 y B12 también ayudan a reforzar nuestras defensas. Su fuente  natural son la alfalfa, las lentejas o el pescado para la B6; y pescado azul, almejas o queso parala vitamina B12. También existen suplementos en la farmacia que aportan estas vitaminas.
  • Zinc: es un mineral muy importante para mantener las defensas en correcto estado. Alimentos ricos en zinc son levadura de cerveza, legumbres, frutos secos o queso curado.
  • Vitaminas A y E: Aumentan la inmunidad de nuestro organismo. La primera podemos encontrarla sobre todo en vegetales de color naranja o amarillo comola zanahoria. LaEen aceites como el de germen de trigo.
  • Selenio: mineral antioxidante que también nos protege de los resfriados. Lo encontramos en ajo, cebolla y nueces.

 Y por último recordar unas normas para evitar contagios como son: evitar las acumulaciones de gente, evitar la exposición al humo del tabaco, ventilar la habitación diariamente, lavar adecuadamente las manos, abrigarse moderadamente y mantener una alimentación adecuada según lo dicho más arriba.

¿Quién dice ahora que del catarro no se libra?

 

REMEDIOS NATURALES COMO LA VITAMINA C

comentarios (0) 1,338




visitas

March 1, 2013

 

¡Qué frío tenemos esta semana en todo el país, es generalizado aunque algunas zonas se llevan la peor parte, porque además de las bajas temperaturas sufren fuertes nevadas con carreteras cortadas que complican el tráfico y dejando a niños sin clase en algún caso!

Y hablando de salud, el riesgo también es grande, las defensas bajan con el frío y los oportunistas virus de la gripe o del resfriado hacen su “agosto” en pleno invierno.

Precisamente para mejorar el funcionamiento natural de nuestras defensas existen remedios naturales como el consumo de vitamina C; además de disminuir el cansancio y la fatiga que suelen acompañar a un catarro y al tener que soportar las bajas temperaturas.

La vitamina C tiene muchas propiedades y es un gran antioxidante y para alcanzar cantidades óptimas además de tomar frutas y verduras se puede recurrir a algún suplemento ya que es una vitamina muy inestable y se destruye con facilidad con el calor, la cocción o el almacenamiento. Por eso en determinadas épocas que ponen a prueba nuestras defensas puede ser aconsejable el recurrir a algún complemento que la aporte.

Una de las frutas más rica en vitamina C es la acerola que puede llegar a los 4000 mg por100 gramosde fruta. Aquí no es una fruta muy abundante, sí lo es en Centro y Suramérica. Se trata de una baya de color roja de agradable sabor y para disfrutar de ella en nuestra latitud podemos encontrarla en forma de comprimidos que aportan la cantidad que se necesita al día.

Siguiente »

Spray Nasal